El Correo Gallego

Noticia 1 de 1 Tendencias | tendencias@elcorreogallego.es  |   RSS - Tendencias RSS

Aval de los médicos de atención primaria a la carne de vacuno

Se recomiendan hasta cuatro raciones a la semana// No incrementa el riesgo vascular si es magra y se le ha eliminado la grasa

La carne de vacuno no tiene por que ser perjudicial para la salud si no tiene grasa - FOTO: ECG
La carne de vacuno no tiene por que ser perjudicial para la salud si no tiene grasa - FOTO: ECG

VICENTE PLAZA MADRID   | 13.03.2018 
A- A+

Los profesionales de la Sociedad Española de Médicos de Atención Primaria aseguran que un consumo moderado de carne de vacuno (hasta tres o cuatro raciones por semana de 150 gramos cada una) no incrementa el riesgo cardiovascular si se escogen piezas magras y se retira la grasa antes de su cocinado.

Esta carne, además, según los médicos, permite una gran variedad de cortes bajos en grasas como la tapa, la cual posee menor cantidad de grasa bruta que la pechuga de pollo (2 gramos y 2,8 gramos de lípidos, respectivamente).

Y lo más recomendable, en cuanto a las técnicas culinarias a utilizar, es que se eviten aquellas en las que existe contacto directo con el fuego o frituras y se opte por métodos de cocción que no permitan el ennegrecimiento de la carne y la aparición de zonas quemadas.

Estas son las recomendaciones que hacen los médicos de Semergen en la guía Importancia de la carne de vacuno en la alimentación de los españoles, que presentó ayer su presidente, José Luis Llisterri, además de los doctores José Manuel Fernández y María Luisa López, informa Efe.

Se trata, según Llisterri, de una guía con la que pretenden trasladar a los médicos, y por consiguiente, a sus pacientes, una opinión "veraz y objetiva", basada en evidencias científicas, sobre la necesidad del consumo de carne de vacuno frente a los "falsos mitos y bulos" que circulan sobre todo en la red.

"Hay que desterrar y desmitificar cierta información que está circulando sobre el consumo de carne de vacuno porque esta dentro de nuestra cultura, de la dieta mediterránea y no debe estar excluida en nuestra alimentación", según López.

El consumo de carne creó controversia hace unos años debido a su relación con el desarrollo de enfermedades crónicas como la enfermedad cardiovascular y el cáncer colorrectal. Según los médicos de la sociedad, a pesar de que hay estudios de la OMS que evidencian científicamente este efecto en la carne procesada, como las salchichas, el jamón o la cecina, "todavía no se han encontrado estudios determinantes sobre la relación entre la incidencia de cáncer y el consumo de carne roja".